¿Por qué invertir en gestión de la calidad ayuda en la reducción de costos?

Las empresas están cada vez más preocupadas por la gestión de la calidad por identificar cuánto afecta directamente a todas las áreas de su negocio. Sin embargo, hay las que aún no ven esa gestión de la forma correcta y no entienden sus beneficios de reducción de costos.

Es un error pensar en la calidad apenas para satisfacer las necesidades y los requisitos de los clientes, sin considerar todos los otros beneficios que ella puede traer.

Cuando se actúa con la gestión de la calidad se consigue también reducir los costos y consecuentemente elevar el beneficio. Esto sin mencionar que los procesos se vuelven más eficientes, los empleados se accidentan menos y como resultado, se tiene un producto final de alto estándar.

Para que todo esto ocurra según lo planeado es necesario invertir en algunas prácticas. ¡Vea buenas razones para reducir los costos con eso!

Usted descubre lo que los clientes desean

Cuando se conoce a los clientes y sabe lo que quieren, es mucho más sencillo producir lo que necesitan, eliminando los residuos y los costos.

Por lo tanto, se disminuye el intento de error y acierto y al principio, se consigue el producto final adecuado para las necesidades específicas de los clientes.

Los colaboradores participan más de la gestión de la calidad

De nada sirve tener toda una planificación si se queda restringido a los gestores o si no se pone en práctica. Dentro de la construcción civil, por ejemplo, de lo que vale tener todo un proceso pensado y vuelto a la calidad en la producción de vigas de concreto si los funcionarios no lo siguen?

Es necesario que todo el equipo conozca lo que es la gestión de la calidad y lo que se pretende con ella. Además, se debe estimular la participación de los funcionarios en ese proceso, no sólo ejecutando, sino también contribuyendo con sugerencias de mejora. Por estar activamente ligados a los procesos, conocen mejor sus dificultades.

Se mejoran los procesos internos

Conseguir mejorar el proceso interno puede requerir cambios de la forma de trabajo. Esto implica desde la sustitución de maquinaria y alteración de layout hasta, principalmente, la actuación de forma preventiva y no correctiva.

Se debe analizar cuáles son las mejores formas de producirse, siempre buscando la máxima eficacia con productos finales bien acabados. Para ello, identifique los puntos de mejora y define métricas de medición.

Es posible promover una reducción de costes sin pérdida de calidad

Reducir costos cuando el asunto es calidad es muy diferente de sustituir la materia prima por otras más baratas y de calidad inferior. En ese caso, piense en una manera de reducir el desperdicio.

Cuando se mejora un proceso, tendrá menos errores y con ello se evita la pérdida de material, además del retrabajo. Para alcanzar ese objetivo, se debe tener un equipo muy bien entrenado, buenos equipos de trabajo y siempre cuidar del mantenimiento preventivo.

Cuando se disminuye el retrabajo, se aprovecha mejor el tiempo de la mano de obra y con la reducción de errores, se ahorra materia prima.

Estos son sólo algunos de los cuidados a ser observados en gestión de la calidad para que se logre realizar la reducción de costos, y al mismo tiempo mejorar el beneficio, aprovechando todos los beneficios que la gestión trae. Y para que las ganancias no se pierdan, es necesario monitorear y perfeccionar continuamente todos los procesos.

¿Te gustó los consejos? Siguenos en las redes sociales y nos quedamos dentro de muchos otros consejos sobre la gestión de calidad para mejorar tu negocio.

Pruebe gratis la herramienta para la gestión de la calidad Qualyteam

Un comentario sobre “¿Por qué invertir en gestión de la calidad ayuda en la reducción de costos?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.